Archivo mensual: julio 2010

El multinivel ya compite con los negocios tradicionales.


 
Omnilife Multinivel Agel

Angélica Fuentes, directora general de la empresa multinivel Omnilife (Foto: Pedro Mera / enviado)

“Después de una controvertida puja, en la que la empresa multinivel Omnilife se midió frente a firmas de la talla de Telefónica Movistar, el nuevo estadio del equipo de futbol “Chivas” llevará el nombre de “Estadio Omnilife, la casa de las Chivas”, e impulsará la facturación de la empresa de ventas directas entre un 7% y 9% al cierre del año en curso. 

Angélica Fuentes, directora general de la compañía, explicó que la facturación de la empresa actualmente “anda arriba de los mil millones de pesos”, pero con el patrocinio al nuevo Estadio del Club Deportivo Guadalajara, que fue equivalente a una inversión superior a 2 mil millones de pesos, los ingresos de Omnilife podrían llegar crecer 9% en 2010. 

El año de “2009 fue un año difícil, sin embargo las ventas se mantuvieron. Este año estamos esperando que nuestras ventas, y sobre todo después del estadio, tengan un incremento importante, mínimo de un 7% o 9 % ya anualizado”, dijo la directiva en entrevista con EL UNIVERSAL. 

El contrato entre ambas empresas, que son propiedad del mismo consejo de administración, es a 20 años y se espera, por parte del Club Deportivo Guadalajara, que la inversión se recupere en los siguientes 10 años; por lo pronto, el próximo 30 de julio el equipo local enfrentará a la escuadra inglesa Manchester United en un juego de exhibición. 

Omnilife sustituye a Jalisco 

El nuevo Estadio Omnilife será la nueva casa del “rebaño sagrado” y contará con una capacidad de 45 mil 500 lugares, cifra menor que los 56 mil 713 espectadores que le alcanzaban al Jalisco y que lo ubican como el segundo más grande en México después del Estadio Azteca. 

Jorge Vergara Madrigal, presidente del consejo de administración del Grupo Omnilife-Chivas, dijo que entre el pool de patrocinadores figuran empresas como Reebok, Toyota, Samsung, PepsiCo, Grupo Bimbo, entre otras, las cuales han visto un potencial enorme en un mercado de 22 millones de personas en esta ciudad que no cuenta con una oferta amplia de entretenimiento fuera de casa. 

De ahí que en el nuevo estadio, donde se trabaja a marchas apresuradas ante la inminente apertura oficial, busque fincar sus ingresos en tres ejes: el futbol, los conciertos y diversos espectáculos de autos y motocicletas. 

Vergara dijo que en la pista del estadio se pueden montar 11 diferentes tipos de espectáculos, que van desde los partidos de futbol hasta exhibiciones de rodeo y conciertos. 

El directivo dijo que más adelante la administración cerrará alianzas con otras empresas de espectáculos, como OCESA de Grupo CIE, para traer a figuras como la cantante norteamericana Beyoncé, Lady Gaga, entre otras. 

“Se tomó la decisión de llamarle Estadio Omnilife a la nueva casa del equipo, porque al igual que Chivas, Omnilife es una marca líder que trasciende fronteras, con una gran experiencia y una extraordinaria solidez en los negocios”, dijo el directivo en la conferencia de prensa que se celebró a nivel de cancha.”

Tras leer esto me he acordado de un querido amigo mío que decía que ¡ las ventas directas y el multinivel nunca serán competencia para el mercado convencial ! Está claro que mi amigo no era Rappel. Aunque es cierto que yo también me equivoqué, nunca pensé que una empresa pudiese competir con Movistar a corto plazo.

Y es que la economía está cambiando rápido…muy rápido ¿ No crees ?.

Saludos,

Fernando

¿ Qué tienen en común: Alonso, Contador, Lorenzo y Noya ?


A primera vista está muy claro: todos ellos son deportistas y triunfan.

Pero lo que yo me preguntaba anoche mismo era ¿ Cómo lo hacen ?. Después de darle vueltas mi conclusión es que lo consiguen por múltiples razones pero, sobre todo, porque son contantes.

Por supuesto que todos ellos tienen talento, pero hay algo más que el talento, la capacidad de explotarlo. Muchas personas tienen talento pero no la determinación de sacarlo a relucir. Y sobretodo, la ilusión por llegar a lo más alto sin desánimo pues todos ellos han tenido múltiples contratiempos que no han conseguido desviarles de su camino.

Eso lo podemos aplicar cada uno de nosotros en nuestra actividad diaria: primero hay que tener una ilusión, muy clara, a ser posible en algo que sea duradero…y luego hay que actuar, hay que hacer. No sirve de nada desear algo sin actuar.

Estos cuatro deportistas, números uno en cada una de sus respectivas especialidades: Fernando Alonso ( Automovilismo ), Alberto Contador ( Ciclismo ), Javier Gómez Noya ( Triatlón ) y Jorge Lorenzo ( Motociclismo ) han conseguido el éxito por muchas causas, sino fuese así todo el mundo lo conseguiría, pero la principal es que desde hace mucho tiempo y durante mucho tiempo han dedicado esfuerzo, sacrificio, tiempo e ilusión a aquella actividad que les produce satisfacción personal.

Tienen alrededor un equipo que les apoya siempre pero ellos les transmiten su ilusión sin medida.

Parece fácil…pero es muy difícil. Ahora bien, está en tu mano y eso es algo maravilloso: busca lo que quieres conseguir y ponte manos a la obra. Si lo tienes claro no habrá nada que te aparte del camino, podrás con todo y con todos.

Pero recuerda la constancia es la clave del éxito: no dudes ni en los momentos más difíciles que los habrá. Lucha por conseguirlo y lo conseguirás. Como Fernando, Alberto, Javier, Jorge…

Saludos y feliz día.

¿ Conoces o has tenido contacto con alguien que tenga o haya tenido Cáncer ?


Publicado por el Dr. Mauricio Vergara en http://mauriciovergaramd.wordpress.com/2010/06/03/conoces-o-haz-tenido-contacto-con-alguien-que-tenga-o-haya-tenido-cancer/

“El cáncer es una de las principales causas de mortalidad en todo el mundo. La OMS calcula que, de no mediar intervención alguna, 84 millones de personas morirán de cáncer entre 2010 y 2015.

La prevención del cáncer y el aumento de la calidad de vida de los enfermos son temas recurrentes en la OMS (Organización Mundial de la Salud).

El tema de este año, «El cáncer también se puede prevenir», se centra en medidas simples que pueden aplicarse a la prevención del cáncer tales como:

1. No fumar
2. Alimentarse de modo saludable y realizar ejercicio con regularidad
3. No consumir alcohol
4. Protegerse frente a las infecciones cancerígenas.

¿CÓMO ES POSIBLE REDUCIR LA PROBABILIDAD QUE TE DÉ ALGÚN DÍA CÁNCER?

Se dispone de amplios conocimientos acerca de las causas de cáncer y las intervenciones encaminadas a prevenir y tratar la enfermedad. Es posible reducir y controlar el cáncer aplicando estrategias basadas en datos probatorios destinadas a la prevención del cáncer así como a la detección precoz y al tratamiento de los pacientes con cáncer.

Es posible prevenir aproximadamente el 30% de los casos de cáncer mediante la modificación o la prevención de los principales factores de riesgo.

Factores de riesgo de cáncer:

FUMAR.
SOBREPESO U OBESIDAD.
CONSUMO INSUFICIENTE DE FRUTAS Y VERDURAS (ANTIOXIDANTES).
INACTIVIDAD FÍSICA.
CONSUMO DE ALCOHOL.
ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL COMO VIH Y VPH (Virus Papiloma Humano).
CONTAMINACIÓN AMBIENTAL.

Estrategias de Prevención:

INTENSIFICAR LA PREVENCION DE LOS FACTORES DE RIESGO QUE TE ACABO DE MENCIONAR.
VACUNARSE CONTRA LA HEPATITIS Y CONTRA EL VPH.
REDUCIR LA EXPOSICIÓN AL SOL.
TOMAR ANTIOXIDANTES.
TOMAR VITAMINAS Y MINERALES.
TOMAR FUCOIDÁN.

¿ Qué estás haciendo tú al respecto?.”

Gracias Doctor Vergara por su información, seguro que muy útil para las personas y su bienestar.

* AGELsbg no se responsabiliza del contenido publicado de terceros. Ningún producto de Agel es elaborado o comercializado con la intención de diagnosticar, tratar, curar o prevenir enfermedad alguna. Usted deberá consultar con su médico si padece algún problema de salud.

Ética y Moral en el Marketing Multinivel


La importancia de una buena ética en el mundo de los negocios Multinivel, y de las relaciones humanas que este sistema de negocio conlleva, ha propiciado que uno de los gurús del Marketing Multinivel como es Randy Gage publicara el Manifiesto del MLM.

Randy Gage

Randy Gage

Este documento sienta las bases para un desarrollo ético y correcto de los negocios personales de multinivel, independientemente de la empresa de que se trate y el país donde se desarrolle la actividad.

Como dice el propio Randy “Este no es un documento para personas con mentalidad de Oveja ( Gregarios que no piensan por sí mismos) o con mentalidad de Avestruz ( los que prefieren ignorar la realidad )”.

Cualquier persona que desee adentrarse en el apasionante mundo del Marketing en Red, unirse a la revolución que se avecina, debe leer este manifiesto y cumplir con firmeza todos los puntos en él enumerados. Si deseas unirte a nuestro equipo deberás seguir estas normas básicas de funcionamiento. Haz clic en la imagen para comenzar.

Manifiesto MLM Randy Gage

Manifiesto MLM Randy Gage

Gracias Randy por todo lo que haces, especialmente por la dignificación de este trabajo.

La distribución multinivel: ¿puede cambiar el mundo?


Por José Luis Briones, Presidente de Alquimia Emprendedora. Profesor de la Business School de la Universidad Antonio de Nebrija.

Publicado en: http://www.ejecutivos.es/noticia.asp?ref=8620

“Imagine Vd. una empresa que da la oportunidad de aprender, de experimentar y asumir el protagonismo en su vida a ciudadanos normales y corrientes. Imagine Vd. que el liderazgo en esta empresa se basa, no en los que más saben, o más tienen, sino en los que obtienen los mejores resultados.
Bien, lo acepto. Reconozco que la pregunta que da título a este articulo podría ser exagerada, incluso rayando en la demagogia. Pero le pido un margen de confianza, léalo Vd. hasta el final y decida si realmente es exagerado o no votando un “si” o un “no”, dejando que sean los propios lectores quienes decidan.En pocas palabras: el dinero, el beneficio económico, es la consecuencia…no el fin. Créame que no es lo mismo.

Respeto profundamente al distribuidor por multinivel que entre en este negocio para ganar dinero. Nada que objetar, como tampoco soy yo nadie para valorar su grado de interés en obtener beneficio. Pero de nuevo le invito a la reflexión: efectivamente no todo en la vida es ganar dinero… ¿aplica Vd. esto a su propio trabajo?, la diferencia con el multinivel es que, en este negocio, Vd. va a ser quien defina el nivel de sus ingresos, dedicando más o menos esfuerzo a su desarrollo, lo que en un trabajo tradicional no podemos hacer.

Dejemos que cada empresario del multinivel defina su nivel de ingresos y respetemos las motivaciones que cada uno tiene para integrarse en este negocio, un negocio que por otra parte permite, insisto en ello, a cada miembro determinar su propio techo de ingresos. Por otra parte, como en muchos negocios (¿no conoce Vd. a ningún pequeño empresario que en muchas ocasiones prefiere cerrar su negocio por motivos lúdicos, a estar esclavizado al mismo, lo que por otra parte, ocurre lamentablemente cuando tienes que pagar gastos de alquiler, o hipoteca, gastos de personal y gastos de funcionamiento?) cada empresario tiene la libertad de decidir su nivel de implicación y compromiso, y en consecuencia su nivel de rentabilidad, y hasta de posicionamiento en la estructura de red.

Otra de las objeciones más habituales es la típica del “lavado de cerebro”, ¡qué tiempos estos en los que impulsar a soñar, motivar a optar por una vida diferente, abrir la mente con nuevas posibilidades se llama lavado de cerebro!
Personalmente considero que los verdaderos lavados de cerebro se producen en muchos programas de TV, personalmente considero que lavado de cerebro es convencer a cada ciudadano de que debe conformarse con lo que tiene, que sus abuelos eran pobres, que sus padres eran pobres y que, en consecuencia, el debe ser pobre. Yo personalmente creo que el autentico lavado de cerebro es fomentar la pasividad, el conformismo, la complacencia, la renuncia a crear una vida diferente, fomentando nuevas opciones, aunque estas sean distintas a las que son habituales en nuestro entorno.

Claro que esto es consecuencia de una situación que, muy probablemente, Vd. ha vivido.

Me refiero al clima que se produce en muchas reuniones de distribuidores de este negocio, paralelas en clima y lenguaje a las de muchos pastores evangelistas. Desconozco – y no tengo más remedio que felicitarles por ello – porque esta buena gente – me refiero a los pastores evangelistas, contra los que no tengo nada – han acaparado el monopolio de este lenguaje.

Ignoro porque hablar de sueños, de superación personal, de convertir la vida en un desafío, es un lenguaje exclusivo de las iglesias evangelistas. En todo caso pienso que no tiene porque ser así, y que no es malo para nadie que este monopolio se rompa.

Pero creo sinceramente que lo que sorprende no es esto, lo que sorprende es algo que nos cuesta trabajo aceptar: que en un negocio se hable este lenguaje, que un trabajo genere este entusiasmo, que una actividad profesional fomente este sentimiento de pertenencia. Seamos valientes: ¿realmente no es esto lo que nos sorprende, lo que nos produce rechazo?

Créame, la mayoría de las objeciones que me he encontrado en mis numerosas investigaciones (y por supuesto que hay muchas más de las que aquí he expuesto, como por ejemplo esa de “no todo el mundo vale”..etc.) sobre esta actividad económica, son generadas mas por el choque de paradigmas, que por razones lógicas y profundas.

Hablamos del cambio, se nos llena la boca diciéndonos que vivimos en un mundo diferente, pero cuando nos encontramos frontalmente con el cambio, cuando nos enfrentamos a la realidad de lo que significa “diferente”, simplemente empezamos a darnos a nosotros mismos argumentos que nos tranquilicen, que nos permitan situarnos, sin problemas de conciencia, en nuestra zona cómoda.

Creo sinceramente que debemos cambiar nuestra forma de interpretar la realidad que vivimos, creo sinceramente que una de las principales barreras para salir de la crisis que sufrimos, es que seguimos aplicando las mismas formulas que nos han llevado a ella. Creo sinceramente que se hace imprescindible modificar nuestras actitudes ante el cambio, así como nuestras formas de interpretar la realidad, enfrentándonos al desafío de vivir en la incertidumbre y en el cambio permanente, como primer paso para crecer.

Por esto creo que una actividad económica que nos impulsa a asumir la vida como un desafío, que una actividad en la que se nos da la oportunidad de sentir el control sobre nuestra vida, que un negocio que solo puede crecer si se basa en la confianza, en la honestidad y en las relaciones ganar/ganar, puede ser un elemento clave en el desarrollo positivo de un nuevo mundo.

¿Idealista?, ¿utópico?… sí, lo repito: SÍ, pero es esto precisamente lo que precisamos para salir: ideales y utopías….no obstante déjeme que acabe con una aclaración:

Estas, amigo mío, amiga mía, no son las preguntas correctas. Las correctas son: ¿ES POSIBLE?, ¿ES NECESARIO?

Con seguridad Vd. tiene las respuestas en lo más profundo de su corazón. No tenga miedo a enfrentarse a ellas, no boicotee su vida. Mire Vd.: por muy bueno que sea el negocio de la distribución por multinivel, no es obligatorio desarrollarlo, pero lo que si considero obligatorio es que Vd. tenga claras las razones para decidir entrar, o no.

Ni siquiera es mejor, o peor, sea cual sea su decisión en relación a este emprendimiento. No es una cuestión de valores, sino de coherencia.

Esta es la clave: Que Vd. se de la oportunidad a sí mismo, o a sí misma, para tomar una decisión a partir de lo que Vd. sienta en lo más profundo de su alma, que esta decisión, sea la que sea, suponga un crecimiento, y no una huida en relación a su impotencia para cambiar su realidad actual.

Por mi parte no puedo evadirme de darle mi respuesta honesta: afirmo que sí.

Es más: no sólo es posible, se hace ya imprescindible que fomentemos toda actividad económica en la que se defiendan valores como la confianza, la superación personal y las relaciones entre iguales. Solo así dejaremos de ser espectadores de nuestras propias vidas, para convertirnos en protagonistas de la misma.

Y ahora…vote Vd., solo así sabremos si debemos rectificar, o fomentar una forma de crear empresa que choca con nuestros paradigmas, pero que implica valores que nuestra sociedad pide a gritos en el mundo de los negocios.

Gracias”.

Y ahora permítame que les invite a dejarse llevar por la imaginación.

Imagine Vd. una empresa que estimula el espíritu emprendedor entre los ciudadanos, la mayoría de los cuales jamás se han planteado la posibilidad de crear una empresa. Imagine Vd. que esta empresa impulsa a tomar decisiones llenas de incertidumbre, y especialmente decisiones no en base a la experiencia, sino a la capacidad de asumir riesgos.

Imagine Vd. que para materializar este espíritu emprendedor, desarrollando un negocio de distribución de productos o servicios, no existe la barrera de la inversión económica, al menos de una inversión que se escapa a la mayoría de los mortales. Imagine Vd. que esta empresa fomenta nuestros sueños, y especialmente nos invita a soñar, a tener metas, a desarrollar proyectos de vida.

Imagine Vd. a una empresa que para promocionar su oferta de servicios o productos de consumo (de alta calidad, por otra parte) no invierte en la publicidad tradicional, ni en costosas promociones que, lógicamente, revierten en el precio de venta del producto, o servicio. Imagine Vd. que toda la promoción, así como la gestión comercial, se basa en el valor “confianza” y en una total transparencia.

Imagine Vd. una empresa que da la oportunidad de aprender, de experimentar y asumir el protagonismo en su vida a ciudadanos normales y corrientes. Imagine Vd. que el liderazgo en esta empresa se basa, no en los que más saben, o más tienen, sino en los que obtienen los mejores resultados.

Imagine una empresa que consigue que sus integrantes tengan un profundo sentimiento de pertenencia, que haga que se sientan orgullosos de participar en un proyecto empresarial que, sin anular su individualidad, les hace sentirse protagonistas y, más importante, parte de algo que les transciende a ellos mismos. Imagine una empresa en la que cada persona es una por sí misma, y a su vez parte de un todo, con una total conciencia de su identidad individual.

Imagine una empresa en la que existe una magnifica y positiva relación entre inversión, esfuerzo y resultados económicos. Una empresa que fomenta negocios que, sin tener que renunciar al presente, te permite desarrollar un futuro de prosperidad y libertad.

Pues bien, todo esto y mucho más es la distribución por multinivel. Dígame ahora si realmente un negocio que fomenta el espíritu emprendedor, la capacidad de asumir riesgos, las relaciones de confianza, el fomento de la libertad y la rentabilidad económica, no es un negocio que ayuda al desarrollo de las personas, y en consecuencia a un cambio positivo de nuestro mundo.

Claro que Vd. me dirá que hay “otro multinivel”, es más: muy probablemente Vd. tendrá múltiples testimonios que rebatan mis argumentos. No los desconozcamos.

Todo en la vida tiene dos caras, acabo de desarrollar lo que creo es parte, del contenido de una de ellas. Hablemos de la otra cara, pero permítame que en paralelo comparta mi opinión de las características de la misma.

Vd. conoce, con mucha probabilidad, casos en los que ha prevalecido la picaresca, el engaño y la manipulación. Y es cierto: estos casos existen, con absoluta seguridad con mucha más frecuencia de la que los líderes de este modelo de negocio quisieran.

Conscientes de este riesgo, las empresas de distribución por multinivel más serias, tienen su propio departamento de “control” (compliance).Debemos tener en cuenta que en este perfil de negocio prácticamente no existen barreras de entrada, salvo las mentales, por lo que es fácil e inevitable que entren (una minoría por otra parte), aventureros y, especialmente, desaprensivos que desconocen el daño que hacen a esa gran mayoría de distribuidores cuyo único objetivo para integrarse es crearse una opción de libertad financiera y personal.

También conoce Vd. con seguridad, personas que no han ganado dinero. También es cierto, como en la vida misma. La rentabilidad de este negocio – muy positiva si tenemos en cuenta la inversión – no va a depender solo de las características de la oferta, sino también del esfuerzo de la persona, y pese a que la mayoría de las empresas del sector diseñan unos programas de formación muy pragmáticos y enfocados a resultados casi inmediatos, si la parte que debe aportar la persona en esfuerzo y calidad de su trabajo falla, como en cualquier otra actividad profesional, los resultados son negativos.

Claro que Vd. me dirá que “no todo en la vida es ganar dinero”. No voy a caer en la tentación del chiste fácil – ya sabe Vd.…..esos parecidos al de “si … pero ayuda”, etc. – pero si me gustaría llevarle a una reflexión: si hay algo – que cualquier lector interesado puede confirmar- que llevo defendiendo años es que “las empresas de más crecimiento en el mundo han tenido como objetivo prioritario, no el ganar dinero, pero si la realización de un sueño (entre Vd. en mi propia página Web, www.alquimiaemprendedora.es

, y podrá comprobarlo personalmente) y que al desarrollar este, aportando valor a la sociedad, esta recompensa a nuestro empresario “comprándole su oferta y, en consecuencia, haciéndole ganar dinero”.

Testimonios Agel FIT y MIN 1


En estos momentos existen multitud de consumidores de los productos Agel y creo que esta ventana servirá para que ell@s mismos cuenten sus experiencias en primera persona.

Si eres consumidor de algún producto Agel esta ventana es para ti, para publicarlo envía un mensaje a agelsbg@gmail.com con nombre completo y apellidos. Si quieres probar algún producto Agel estos testimonios pueden ser de tu interés pues provienen de personas que consumen ellas mismas los productos.  Los productos Agel, generan bienestar, una vida saludable.

El primer testimonio es de Noemi Fernández Cañete. 

“Hola a tod@s. Sólo llevo 5 meses en Agel, y como estaba entusiasmada con el FIT, no había probado ningún otro producto. Soy dietista y para mí el FIT es un producto revelador para adelgazar y lo receto muchísimo en mi consulta.
Pero no es del FIT del que os quería hablar, sino del
MIN.
Después del 4º mes de tomar FIT, decidí probar otro producto y qué mejor que empezar por MIN para reforzarme un poco antes del verano. Yo he tomado antes muchos complejos vitamínicos porque soy una persona muy concienciada con mi salud y además conozco muchos de estos productos porque he tenido dos herbolarios, de manera que no sólo los he probado yo sino que sé como funcionan en mis clientes.
Pero tengo que decir que nunca antes un complejo vitamínico me ha funcionado de la manera que lo está haciendo MIN, sólo llevo 10 días tomándolo y he notado una mejora increíble en mi estado general de salud, tengo mucha más energía y más optimismo, estoy mucho más concentrada (es como si me cundiera más el tiempo), tengo muchas más ganas de hacer cosas, pero a la vez estoy más tranquila, más relajada y duermo mucho mejor (ya que lo tomo antes de acostarme). Al empezar el calor siempre me duelen las piernas por la circulación, y este año no iba a ser diferente, pues al tercer día de tomar MIN, ya no me duelen.
Estoy entusiasmada, es cuando tomas esta clase de productos tan efectivos cuando te das cuenta de lo importante que es tomar complejos vitamínicos efectivos regularmente.
Os animo a todos a probarlo, sobre todo antes de la entrada del invierno, para reforzar un poco el sistema inmunitario.
Un saludo”.

Noemi muchas gracias por contarnos tu experiencia con MIN y FIT.

* AGELsbg no se responsabiliza del contenido publicado de terceros. Ningún producto de Agel es elaborado o comercializado con la intención de diagnosticar, tratar, curar o prevenir enfermedad alguna. Usted deberá consultar con su médico si padece algún problema de salud.

Proyecto ALBA


Fundación Agel Cares

Agel a través de su Fundación Agel Cares lleva a cabo proyectos de apoyo a los más desfavorecidos o personas con problemáticas específicas.

A través de la red de Agel Effect Europe, a la que pertenezco, se está llevando adelante el PROYECTO ALBA.

En colaboración con la Fundación Bobath, Agel va a hacer un estudio sobre cómo inciden algunos de los productos de Agel en niños con parálisis cerebral, quienes normalmente por su situación tienen problemas de deglución y malnutrición. El estudio se complementa con un programa de educación nutricional.

Entre muchos voluntarios que participaran en este proyecto cabe destacar la inestimable colaboración de Elena Pérez como Coordinadora e Investigadora principal del estudio, del Dr Oliver( Pediatra y Especialista en nutrición infantil del Hospital La Paz de Madrid ), la Dra. Pilar Montenegro, Lda. Margarita de la Guerra, y Pedro Cruz, padre de Alba y encargado de la coordinación entre los TM y la Fundación Bobath, promotores todos ellos del proyecto.

El estudio, comenzará en septiembre del 2010,   se realizará sobre dos grupos poblacionales: uno de control y otro al que se aplicará el programa “Proyecto ALBA” y simultaneará con la aplicación conjunta de cursos de formación en alimentación y nutrición aplicada, al colectivo mencionado, a cargo de Elena Pérez, así como la complementación de la dieta por parte del endocrinólogo Dr. Oliver.

Las analíticas se llevarán a cabo en el laboratorio IASA, siendo el responsable ellos Javier Amusátegui.

Gracias a todos los que de forma tan directa, aportando vuestro tiempo y cariño permitís que proyectos como ALBA lleven a personas de nuestro entorno un beneficio en su salud y bienestar.

Los nuevos revolucionarios


Por José Luis Briones, Presidente de Alquimia Emprendedora. Profesor de la Business School de la Universidad Antonio de Nebrija.

Publicado en: http://www.ejecutivos.es/noticia.asp?ref=9004

“¿Cuántas inquietudes dejó en este camino Anita Roddick, la fundadora de The Body Shop, antes de ser absorbida por L’Oreal?, ¿a cuántas personas demostraron los amigos Ben y Jerry, que era posible crear una empresa diferente, en la que los sueños materiales sólo se podían cumplir si en paralelo también se cumplía el sentimiento de que el mundo era mejor gracias a su Empresa?

Lea completo este artículo y tome una decisión. Al final le digo cual.
Así que, ¿qué hay que hacer? Fácil: deshacerse de las empresas convencionales.
Derribarlas. Acordonar la zona. Levantar barricadas. Derrocar las estatuas de los héroes que ya hace demasiado tiempo que no están entre nosotros.
¿Suena familiar, verdad? Y es que el mensaje ha sido siempre el mismo, desde mayo del 68 en París hasta el muro de Berlín, desde Varsovia a la Plaza de Tiananmen: ¡libertad y rock and roll!Así que abramos las ventanas, dejemos entrar aire nuevo y subamos el volumen de la música a tope, para que todo el mundo se entere.
Lamento desencantarle, pero éstos párrafos no son míos (ya lo quisiera). Pertenecen a uno de los textos, relacionados con el mundo de la empresa, más significativos, para mí, de este siglo: El manifiesto Cluetrain, publicado en España por la aséptica Editorial Deusto.

¡Levantar barricadas!
, es un grito que está en lo más profundo de nuestros corazones, ¿hasta cuando vamos a seguir trabajando y viviendo con la idea de creernos hipócritamente que nuestra función como empresarios, como directivos, como emprendedores, se limita a crear riqueza económica?
¿Hasta cuándo vamos a seguir dejando que –parafraseando a nuestro Miguel de Unamuno– sean los “los bachilleres, curas, barberos, duques y canónigos”, los que se lleven los beneficios morales de nuestro esfuerzo, los resultados de nuestros compromisos?
Reducir nuestra función a la puramente económica, es ignorar el papel dinamizador que tenemos de la sociedad, es desconocer que no se puede separar riqueza económica, de riqueza humana y de riqueza social. Hablamos hoy, ponemos un enorme énfasis, en que la principal ventaja competitiva es la innovación, olvidando que para que ésta exista se hace imprescindible que en las estructuras en la que debe desarrollarse la creatividad debe haber algo fundamental: libertad.
Pero, ¿qué es la libertad? Es mucho más que “hablar”, incluso mucho más que “hacer”. Por encima de todo, ser libre implica la capacidad de ser autónomos en el pensamiento, y especialmente tener el coraje de asumir nuestro propio destino como personas.
No puede haber innovación sin libertad, y no puede haber libertad sin sentir que tenemos la enorme responsabilidad de nuestros actos, de nuestros compromisos, de nuestras metas. Esto implica un ser humano totalmente diferente al que la sociedad industrial creó, como respuesta a sus propias necesidades.
Ignorar esto, no sólo implica cercenar nuestra capacidad competitiva, reduciendo nuestra innovación, sino que por encima de todo, implica seguir delegando nuestra vida en “los bachilleres, curas, barberos, duques y canónigos”, o lo que es lo mismo: financieros sin escrúpulos, empresas sin alma y publicistas vendidos al mejor postor.
No sé en qué grupo se encuentra usted, amable lector, amable lectora. Pero sí sé en cual me encuentro yo: en los que levantan barricadas contra las estructuras – formadas por personas con rostro, no lo olvidemos– que creen que la clave del desarrollo de una empresa es cuantos beneficios aportan a sus accionistas, dando la espalda al coste social y humano que estos han generado.
Suena a retórica, pero no lo es. “Un fantasma recorre Europa”, afirmaban en su Manifiesto Comunista, los viejos veteranos Marx y Engels; de igual forma podríamos decir hoy que “un nuevo fantasma recorre el mundo”, alterando nuestras conciencias, desestabilizando nuestras estructuras, obligándonos a cuestionar nuestras creencias.
Es el fantasma de la libertad.

Y cientos de empresas han iniciado su andadura con este sentimiento: nuestra función como tales es aportar valor a la sociedad, nuestro sentido como estructura es conseguir que todos los seres humanos que se integran asuman la responsabilidad de desarrollar al máximo sus posibilidades, nuestro papel como entidad social es conseguir que el mundo sea diferente a través de nuestra aportación.

Es decir: empresas que han nacido con el sentimiento de que los beneficios económicos son sólo legítimos si son la consecuencia del valor aportado a la sociedad. En otras palabras: solo merecemos ganar dinero si conseguimos que el mundo sea mejor.

Son los nuevos revolucionarios. Emprendedores capaces de definir su función, como tales, mas lejos de los resultados del balance, jóvenes apasionados con su misión, personas con una visión de la vida que va mas allá, mucho más allá, de la limitada visión economicista que los burócratas de turno intentan imponemos.

¿Qué donde están? Las tenemos a nuestro alrededor. Se llaman Google, El Bullí, Irizar, Mercadona, Inditex, The Body Shop, Gorex, Semco, Patagonia…etc. Están, pero las ignoramos.

No queremos verlas, pese a que las sentimos a nuestro alrededor. No queremos verlas, porque reconocer su existencia vital, nos desestabiliza, nos lleva a cuestionar nuestras “verdades absolutas”, esas que nos dejan tranquilos, porque nos permiten justificar la delegación de nuestras responsabilidades en estructuras ciegas, que “saben lo que tienen que hacer” para contentar a sus accionistas.

Esas empresas ciegas que nos piden fidelidad, pero que entienden que “los beneficios justifican muchos comportamientos” –voy a ser comprensivo y no digo “todos”– que atentan a la dignidad de las personas. Y no hablo ya del hambre y del dolor. Hablo de la alienación, del pensamiento único, de la masificación como sistema, de convertir la vida en una serie de compartimentos estancos, en las que se separa la creación del disfrute de la misma, la libertad de la innovación, la solidaridad de los resultados, el “ser” del “hacer”.

Los resultados son una sociedad frustrada, en la que la máxima aspiración es que los días pasen sin alteraciones y, especialmente, tener la seguridad de que el resto de nuestra vida, va a ser una constante lineal.

Y contra esta sociedad surgen las nuevas empresas. Soy consciente de mi idealismo. ¿Dónde está la realidad de The Body Shop, integrada en una multinacional como es L’Oreal? ¿Dónde han ido a parar los sueños de los fundadores de Ben&Jerry’s, absorbidos por Lever? Probablemente hayan desaparecido, difuminados en una estructura que como un gigantesco Gargantúa, devora sin digerir, todo aquello que se le pone por delante.

Pero no importa, evitemos que estas posibles verdades nos tranquilicen bajo la cínica expresión de “es inútil, al final todo sigue igual”. Seamos valientes… no importan los resultados, lo que importa es el camino.

¿Cuántas inquietudes dejó en este camino Anita Roddick, la fundadora de The Body Shop, antes de ser absorbida por L’Oreal?, ¿a cuántas personas demostraron los amigos Ben y Jerry, que era posible crear una empresa diferente, en la que los sueños materiales sólo se podían cumplir si en paralelo también se cumplía el sentimiento de que el mundo era mejor gracias a su Empresa?

Bien, muy probablemente a la larga todo seguirá igual, pero será aparentemente. En el proceso de creación y consolidación, han dejado, estas empresas, las semillas precisas para poder preguntarnos si la única función de una empresa es obtener beneficios. Ya es algo, mucho para mí.

El filosofo chileno Fernando Flores ha definido al emprendedor como “un creador de historia”. Maravillosa definición, que refuerza el también chileno Carlos Vignolo, junto al argentino Juan Carlos Lucas. Tres profesionales comprometidos con una visión de la empresa que ha dejado de ser una teoría.

Tomemos el ejemplo más paradigmático para mí: Google.

¿Qué es Google?, es evidente la respuesta, la confirmamos día a día con el uso de sus servicios. Pero reducir esta empresa a la definición de que es un buscador, incluso el mejor, es seguir reduciendo el papel de la empresa al puramente económico.

Google es el testimonio vivo de lo que se puede crear a partir de valores y compromisos (si, incluso con el derecho al error, como en muchas de las empresas ya nombradas). No voy a caer en lo que considero sería demagógico, afirmando que el crecimiento de esta empresa es debido a éstos, pero si puedo atreverme afirmar que su capacidad para conseguir profesionales de primer nivel (incluso cuando no eran nada) si es debido a ésto.

Le dejo a usted decidir hasta qué punto su crecimiento no se ha debido – y en qué porcentaje – a esta capacidad de atraer a los mejores.

Por razones profesionales escucho en decenas de foros que no hay suficientes emprendedores. También sufro, directamente y en esta crisis que vivimos, las consecuencias de otra realidad: la baja capacidad competitiva de nuestras empresas.

Lo que me sorprende es que los profesionales que hacen estas afirmaciones –en muchos casos profundamente comprometidos con el desarrollo de la cultura emprendedora, y en otros casos con el incremento de la capacidad competitiva de nuestras pymes– no se cuestionen el porqué. Me alucina comprobar cómo la solución que se aporta a estas dos barreras para el desarrollo, pocos emprendedores y baja capacidad competitiva, se soluciona con las mismas recetas que ya han demostrado su reducida eficacia: subvenciones y formación lineal, es decir, crear gestores, en lugar de empresarios.

Y ésto es al margen de los numerosos nuevos experimentos, con contenidos diferentes, programas distintos y nuevas tecnologías. En el fondo el paradigma con el que se aplican estas diferencias es el mismo: crear gestores en lugar de emprendedores, innovar sin cambio en la forma de pensar, crear sin fomentar estructuras en las que los miedos –entre ellos al fracaso– desaparezcan.

Tenemos, si queremos crecer y especialmente para los tiempos que corren salir de la crisis, que estimular nuevas razones para asumir la vida como un desafío. Soy consciente de la realidad que viven estos profesionales, vinculados en la mayoría de las veces a Cámaras e Instituciones Oficiales, la vivo aunque sólo sea en su mirada cuando me escuchan: estas fuera de la realidad José Luis, los emprendedores lo único que quieren es “ganar pasta” y “una subvención”.

De sobra sé que esta realidad, es real. Valga la redundancia. Pero hay otra realidad, que muy probablemente ellos no viven porque los emprendedores que la forman ni buscan subvenciones, ni se mueven por el único interés económico. En consecuencia ni van a las Cámaras, ni van a buscar ayuda a instituciones.

Y si bien estos profesionales pueden afirmar con certeza “su realidad”, yo también puedo afirmar con igual certeza la “realidad de la mía”. Hay cientos de emprendedores con un profundo sueño: convertir su vida en un reto permanente a sus posibilidades, hay cientos de emprendedores cuya principal motivación es poner en marcha una idea, sentir que su esfuerzo tiene un sentido que va mas allá de los resultados económicos, los veo en los coloquios de mis conferencias, los veo –no digo que los siento, digo que los veo…es decir los toco, los palpo, son físicamente reales– en los pasillos comentando lo que han aprendido en un seminario, o en un taller, recibo decenas de mensajes compartiendo sus sueños… también su soledad.

El problema es que no tienen dónde acudir sin el riesgo de sentirse juzgados como “locos que están fuera de la realidad”. Lo están, realmente lo están… y por ésto son los únicos capaces de cambiarla.

Precisamos revolucionarios, precisamos estimular un carácter de cambio radical, única base para fomentar una innovación que realmente genere nuevas oportunidades. Precisamos difundir en las empresas una visión de que su papel es transcendental para crear una sociedad motivada por el sentimiento de que gracias a nosotros el mundo es mejor, solo así daremos razones para innovar, para competir, para crear.

Afirmamos que vivimos en una época de grandes cambios. ¿Cómo podemos ser tan cínicos, o quizás cobardes, para desconocer lo que esto realmente significa?, ¿podemos afrontar estos cambios drásticos con la misma forma de pensar del siglo XX?

Si es la hora del cambio, empecemos por nosotros mismos: ¿para qué crear una empresa?, ¿merece la pena crearla para ganar SÓLO dinero?

Usted tiene las respuestas. Son suyas, asúmalas con todas sus consecuencias, porque son las únicas validas.

Un fuerte abrazo.

Ayúdeme a despertar a los revolucionarios que tenemos entre nosotros. Si le ha gustado este artículo, compártalo con sus amistades”.

La espiral positiva


Por Isabel Garciapuente en: http://isabeldeliquidambar.blogspot.com/2010/07/la-espiral-positiva.html

Señores y señoras, ahí estamos: España al unísono dándolo todo.

Poltrona, cervecita y amiguetes; enlazados en una gran espiral positiva que se sustenta en los dos factores que forjan el carácter de este nuestro país: la sublime excelencia deportiva y el solete que calienta la oreja. Así que hemos apartado fantasmas venideros, aplazado despidos y lamentaciones y pospuesto conversaciones, recortes y ajustes difíciles para disfrutar de este estado de euforia colectiva que supone tenernos _la roja somos todos_ en cuartos. Esta emoción a espuertas propicia además los encuentros y las más sinceras declaraciones de amistad y de amor confraternal _abrazo y besuqueo mojado en saliva y lágrimas_ y nos uniforma en rojo y gualda como toreros en paseillo triunfante hacia el optimismo más absoluto en el que todo es posible.

Sin embargo, queridos telespectadores, todos sabemos que llegados a este punto del fracaso a la gloria hay un tris. Asi que me ha llamado la atención un libro que he leído recientemente: “El Juego Interior del tenis“, best-seller de motivación según el cual cada juego, o faceta de la vida, consta de dos partes, un juego exterior y un Juego Interior. El exterior se juega contra un adversario externo para superar obstáculos externos y alcanzar una meta externa, el juego interior (del tenis, y claro, de todo en la vida) es la habilidad de desarrollar habilidades interiores sin las cuales el alto rendimiento es imposible. Ahora tenemos muchos ejemplos, fíjate en los ganadores que inundan este día nuestras pantallas…_Nadal, Villa, Casillas, Gasol, Lorenzo_, algo mas allá de la técnica y la fortaleza física les distingue de los demás, es su juego interior, su voluntad y compromiso, su entrega y su forma de darlo todo.

También he pensado que en cuanto se pasen las competiciones profesionales nos tocará batallar en las competiciones cotidianas que conforman la vida. El entreno y el conocimiento harán que mejoren nuestro juego y las habilidades técnicas y tácticas, pero si quieres conseguir tus metas deberás cuidar también el juego interior, la autoestima y la motivación, el convencimiento de que luchas por objetivos justos y deseables de forma serena y concentrada y de que vas a darlo todo.

En Agel, al desarrollo del juego interior lo llamamos a liderazgo, pero éste no es exclusivo de unos pocos, todos llevamos dentro un líder capaz de lo más grande, escucha en tu interior esa voz serena que te dice “vamos, hazlo”, aplica tu juego interior.

Estás preparado para alcanzar tus metas, recorrer el camino y triunfar.
Ponte en marcha.
Ya.

Nota: Por si os habeis quedado traspuestos entre la euforia y el calor os adjunto el video de una haka del equipo de rugby de Nueva Zelanda que podeis ensayar en los ratos libres. Yo la practico en grupo con mi equipo de pádel con excelentes resultados….

¡ Gracias España !


Tengo 45 años recién cumplidos, esta misma semana, y nunca había tenido la fortuna de vivir lo que estos días la selección de fútbol está consiguiendo.

Para mi se resume en hacer feliz a un montón de personas, entre ellas yo.

Sé que mucha gente piensa que es una tontería y que el fútbol no lo es todo en la vida. Estoy de acuerdo. Pero cualquier cosa que pueda hacer feliz a una persona o un grupo de personas es algo maravilloso.

Había vivido sensaciones parecidas en las olimpiadas con los éxitos de equipos como el de Waterpolo o Balonmano, de deportistas en Atletismo, Esquí, Vela y tantas otras disciplinas. En Mundiales o Europeos de Baloncesto. E incluso el último europeo de Fútbol…pero lo vivido ayer de verdad no tiene igual porque eran muchas más personas que nunca las que estaban felices.

Muy felices.

De hecho hoy era una gozada ir a trabajar con una gran sonrisa y ver cómo la mayoría de las personas iban sonrientes a su trabajo.

Hoy, una vez más compruebo que un detalle pequeño puede suponer una gran felicidad en las personas.

Independientemente de lo que pase el domingo o haya predestinado el pulpo Paul, no perdamos la sonrisa.