Archivo de la etiqueta: vida sana

¿ Son necesarios los complementos nutritivos hoy en día ? Pues va a ser que sí.


Desde hace unos años estamos asistiendo a una cada vez mayor proliferación de complementos nutritivos. Complementos vitamínicos, de minerales, de energía, de proteínas…y sin embargo alguien se ha preguntado  ¿ Por qué ?.

Hoy en día sabemos que si tenemos una alimentación equilibrada en frutas, verduras, proteínas y ácidos grasos esenciales, podemos esperar vivir mucho tiempo y con buena salud.

En el mundo desarrollado del siglo XXI, donde comemos en cantidades industriales de lo que queremos, resulta que ¿ necesitamos complementos ?. Pues se da la paradoja que comemos más que nunca y estamos, tal vez, peor nutridos que nunca.

Hoy el 60% de la aportación energética diaria viene de alimentos ricos en calorías y pobres en vitaminas y minerales. Ello es debido a múltiples razones, pero la realidad es que los productos que consumimos, y con los que cocinamos, son peores que nunca nutritivamente hablando. O al menos eso es lo qe indican estudios comparativos realizados durante los últimos 20 años en Francia, que no olvidemos es la huerta de Europa.

Por si fuese poco nuestra forma de vida tampoco ayuda: se come y cocina menos en casa, pìcamos comida constantemente, la distribución casi exclusiva de la alimentación a través de grandes almacenes ( estos alimentos industriales son mucho menos ricos en micronutrientes debido a los procesados: esterilización, deshidratación por pulverización, pasteurización, ionización, desnatado, hervido, extrusión, lavado, refinado )… todo esto hace que el aporte de micronutrientes a nuestro organismo sea cada vez menor.

Además, aquellos alimentos naturales que nos venden en los grandes centros comerciales a los que acudimos cada día, como frutas, vegetales, etc, también tienen actualmente menos minerales debido al exceso de riego de los cultivos, que lava los suelos y diminuye su riqueza en minerales. El exceso de fertilizantes de la agricultura intensiva que, aumenta la velocidad de crecimiento de las plantas, disminuye la fijación del micronutriente en éstas. El exceso de utilización de  pesticidas y herbicidas que disminuye la riqueza de los vegetales en vitaminas, impidiendo la transformación de los minerales por los microorganismos, transformación que es necesaria para una mejor absorción. La recogida de frutas y verduras antes de la maduración completa o los tratamientos de conservación ( congelación y luego recalentamiento que destruyen las reservas vitamínicas ) también contribuyen a una menor existencia de micronutrientes en estos alimentos.

Estos son sólo algunos datos extraídos de los estudios realizados en Francia:

Los brócolis han visto bajar su concentración en Calcio el setenta y tres por ciento (73%) en 17 (diecisiete) años, el ácido fólico el sesenta y dos por ciento (62%) y el magnesio el cincuenta y cinco por ciento (55%).

Las zanahorias han bajado su concentración en Calcio el veinticuatro por ciento (24%) en 17 (diecisiete) años y en Magnesio el setenta y cinco por ciento (75%).

Los plátanos han disminuído su concentración en calcio un doce por ciento (12%) en 17 años, en magnesio un veintitrés (23%) por ciento, en ácido fólico un setenta y nueve por ciento (79%) y en Vitamina B6 un noventa y cinco por ciento (95%).

Y así podríamos seguir dando datos pero, para no aburrir creo que es mejor parar aquí. El resultado es que nuestros alimentos son cada vez más pobres en vitaminas, en minerales, en oligoelementos, en aminoácidos y en ácidos grasos esenciales.

Queda claro que hoy no nos venden los mismos productos que hace 20 años y que además nuestros hábitos de vida no ayudan tampoco a una mejor nutrición. Por todo esto los complementos nutritivos empiezan a ser indispensables. Ya sé: una buena alimentación y bla bla bla…pero ¿ Quién asegura hoy una buena alimentación ?. Por eso, algunas compañías han comenzado a producir complementos nutritivos en diferentes formatos: líquidos, pastillas y… ahora en gel.

Los beneficios para la salud de los suplementos nutricionales están en relación directa con su biodisponibilidad, es decir, de la capacidad del nutritiente de entrar en el sistema circulatorio para cumplir con su papel en nuestros diferentes órganos. Esta capacidad se mide en tiempo y en proporción de principios activos absorbidos.

Normalmente, los nutrientes de los suplementos entran en la sangre a través del intestino delgado. Así es cómo la naturaleza ha diseñado nuestro sistema. Al igual que los alimentos, los nutrientes llegan al intestino para su absorción. Entonces ¿ qué tiene de revolucionaria la tecnología en gel ?, pues que tiene una composición completamente natural para suministrar sustancias como vitaminas, minerales y extractos de hierbas en una forma que evita la desintegración o los problemas de disolución asociados a las dosificaciones sólidas como las pastillas o cápsulas.

Además, el uso de la tecnología de la Suspensión en Gel permite usar dosis más pequeñas de nutrientes, ya que se puede obtener una mayor absorción. Y también la  matriz de gel soluble en agua, flexible y comestible, evita la dificultad de tragar, fenómeno común en niños y en la población mayor. Otro día me centraré más en explicar cómo se produce este gel, pero el resultado es que tenemos complementos mejores y más efectivos gracias a la base de gel. Y esta es la tecnología que ofrece AGEL en todos sus complementos nutritivos.

Uno de estos geles es MIN: un complemento de Vitaminas A, B, C, D, E, y Minerales pues, el 100% de Vitaminas y el 75% Minerales necesarios para cada día vienen en una dosis. Tanto las vitaminas como los minerales son co-factores de las enzimas que participan en millones de reacciones bioquímicas, a través de las cuales los alimentos se convierten en energía. El resultado de un correcto funcionamiento de todas estas reacciones  bioquímicas es ENERGIA Y VIGOR.

Composición de MIN de AGEL

No dudes en contactar conmigo para cualquier aclaración sobre este u otro complemento nutritivo Agel. Estoy aquí para ayudarte a mejorar tu salud.

Saludos,

Fernando

La salud es lo primero. EXO


Esta frase la hemos escuchado infinidad de veces, pero ¿ qué hacemos realmente por nuestra salud ?.

Los chinos, sabios ellos, pagan a sus médicos por estar sanos no por curarse. Eso es prevención. Nosotros, hacemos lo contrario, vamos al médico a que cure nuestros males una vez que ya los tenemos encima. Al menos hasta ahora.

En los últimos 100 años la historia el ser humano, desde el punto de vista de la salud, ha sufrido inmensos cambios:

1.- A principios del siglo XX los médicos salvavan la vida sin preocuparse de los efectos colaterales: amputaciones y hazañas quirúrgicas de todo tipo. Todo valía para salvar la vida del paciente.

2.- En los años 40-50 surgen los antibióticos, una revolución, la medicina cambia por completo. Ahora la idea es tratamiento y preservar la vida a través de ellos. Paralelamente, se descubren las vacunas y con ello la medicina pasa a ser preventiva.

Todo estos hechos estraordinarios hacen que la esperanza media de vida se duplique en sólo un siglo, desde los 40 años a los más de 80 en la actualidad.

Ahora vivimos más y además llegamos en mejores condiciones a nuestra jubilación. Por eso aparece un nuevo concepto: el del bienestar. En los países desarrollados no sólo queremos vivir más, queremos hacerlo mejor hasta el último día de nuestra vida. Queremos tener una circulación, unas articulaciones, una concentración óptimas durante el mayor tiempo posible.

Así que ahora estamos en una fase nueva, la de promover la salud. Y esta promoción se puede hacer en cinco campos: Social, Emocional, Físico, Intelectual y Espiritual.

Para promover la salud tenemos varios caminos, por ejemplo, una alimentación adecuada, hacer deporte sano. El problema que tenemos en el mundo de hoy es que para hacer deporte diario no todos tenemos tiempo. Respecto a la alimentación el problema es mayor pues, no depende de nosotros, los alimentos que hoy en día nos llegan a las tiendas no tienen nada que ver en sus propiedades con los que se consumían hace escasos 30 años por múltiples factores. Pero como este tema quiero detallarlo más ya sería motivo de un nuevo comentario así que lo dejo para esta misma semana pendiente.

Por todo lo comentado compañías como Agel producen complementos nutricionales. La gran novedad de Agel es la forma de absorción pues complementos nutricionales existen muchos en el mercado: actimel, barritas muesli, etc, en Agel los complementos se producen sobre una base de gel, que en otro post comentaré tiene múltiples ventajas. Los productos de Agel son complementos nutritivos encaminados a promover la salud en los diferentes aspectos de la vida, de ahí sus diferentes gamas de producto. En este vídeo se comenta la primera gama AGEL CORE enfocada a la regulación de nuestro organismo y los productos EXO, MIN y UMI.

Poco a poco iré comentando en este blog los diferentes productos, pero de momento hablemos de EXO, el producto estrella de la compañía, el más consumido.

EXO es un complemento alimenticio cuyo fin es la eliminación de los radicales libres que las investigaciones médicas asocian al envejecimiento. Por tanto, es básicamente un antioxidante o antiedad.

Está compuesto por 17 purés de frutas exóticas y 14 extractos de plantas ( uvas negras, arándanos, granada, ciruelas pasas, mango, acerola, aronia, rooibos, etc ) de los que se obtienen hasta 200 antioxidantes que juntos sobre una base en gel que permite una rápida y completa absorción nos dan un complemento nutricional de la más alta calidad y que nos permite obtener un producto anti edad pero no sólo eso sino sumar los beneficios que cada uno de ellos tiene, por ejemplo, el efecto anti inflamatorio del mango o los beneficios para el mantenimiento de la visión o del sistema circulatorio del arándano o de la aronia ( que contiene 5 veces más antocianinas y flavonoides que el arándano ) . Y así con todos los componentes seleccionados.

Composición de EXO de AGEL

Una alimentación y vida sana complementada con EXO es un buen camino para mantener el cuerpo en las mejores condiciones durante mucho tiempo.

Como siempre, no dudes en realizar las consultas que consideres oportunas, estoy aquí para ayudarte a mejorar tu vida.

Saludos,

Fernando